Las Bromas en el Trabajo

Hagámonos la siguiente pregunta ¿Cuándo fue la última vez que hizo o le hicieron una broma como esperarlo detrás de una puerta para asustarlo o lo empujaron “jugando” o recibió un “golpe de un amigo”?. Las bromas pesadas en el trabajo provocan falta de atención, descuido, prácticas peligrosas e irresponsabilidad. Todas esas bromas y  muchas más se hacen todos los días en nuestros centros de trabajo “solo por jugar”. Nadie duda del buen ánimo con que éstas se hacen, pero al final solo son hechas por personas que no tienen claro el concepto de los riesgos a los que exponen a sus amigos o compañeros de trabajo ni a ellos mismos.

Aprovechar el descuido de una persona que está  concentrada en sus tareas, tomando un descanso o simplemente distraída es una pésima práctica: primero porque a muchos de nosotros no nos gusta ser sorprendidos y segundo porque estos juegos pueden tener consecuencias lamentables. Es muy importante que todos tengamos  claro que las bromas En el sitio de trabajo, no son una buena práctica.

Las bromas pesadas son un error dentro del centro de trabajo  porque:

  •  Distraen la atención de su trabajo.
  •  Por “divertirse”, las personas pueden descuidar la seguridad.
  •  Su seguridad personal se pone en peligro cuando se bromea.
  •  Las bromas y acciones de mal gusto pueden herir los sentimientos de las personas o enojarlas.
  •  Las personas se ponen nerviosas y se distraen si tienen temor a convertirse en la próxima víctima.
  •  A veces se utilizan inadecuada o irresponsablemente las herramientas y la maquinaria.

Hagamos nuestro trabajo de manera segura y con responsabilidad; La risa es buena para todos. Pero las bromas pesadas en el trabajo no son motivo de risa. 

por: QHSE

0

Añadir un comentario